Paper Princess (The Royals #1) | Erin Watt | 370 páginas | Timeout LLC
Donde comprar: Bookdepository | Amazon
★★★★☆

Ella Harper es una superviviente- una optimista. Pasó toda su vida moviéndose de pueblo en pueblo con su madre, luchando para llegar a fin de mes y creyendo que algún día saldrá de la miseria. Después de la muerte de su madre, Ella está completamente sola.
Hasta que Callum Royal aparece, sacándola de la pobreza y lanzándola a su lujosa mansión en medio de sus cinco hijos que la odian. Cada chico Royal es más atractivo que el anterior, pero ninguno es tan cautivador como Reed Royal, el chico que está decidido a enviarla de regreso a los barrios pobres de donde procedía.
Reed no la quiere. Él dice que ella no pertenece con los Royals.
Puede que esté en lo correcto.

Riqueza. Excesos. Decepción. Es como nada que Ella haya experimentado, y si ella va a sobrevivir su tiempo en el palacio Royal tendrá que aprender a proclamar sus propios decretos reales.

No es para nada lo que esperaba y en el buen sentido

Conoces a Ella, quien hace lo imposible para poder seguir adelante después de la muerte de su madre y a diferencia de las típicas historias tristes, con Ella no sientes lástima, en tan sólo dos capítulos logró realizar una conexión con el lector que hace que empatices con ella.

Como menciona la sinopsis, es acogida por Callum Royale, quien es el mejor amigo de su padre, a quien nunca conoció. Pero no es tan bien bienvenida por los hijos de este, quienes son los reyes de la escuela y que todo el mundo quiere complacer.


Personalmente no me gusta la descripción de los hermanos en el libro pero es parte de la magia de un libro: me los imagino como quiera.

El libro te lleva a través de las aventuras de Ella tratando de acoplarse a este nuevo estilo de vida sin perder su identidad y a la vez ignorando los sentimientos que empieza a tener por Reed quien es evidente que no la quiere en casa.

He aquí mi único problema con el libro y todavía no se que pensar al respecto. Los Royals, especialmente Reed, son bastante groseros hacia las mujeres: las tratan como objetos sexuales y son bien insultantes, además de que la autora muestra mujeres sumisas que aceptan estas acciones como si fuera algo perfectamente aceptable. Por un lado se que lamentablemente hay chicos así hoy en día, pero por otro lado no apruebo el hecho que muestran estas actitudes y no tienen ninguna consecuencia, como si fuera correcto lo que hacen.

Aun así, es un libro que te devoras en un par de horas y aunque no es una obra maestra, vas a disfrutarlo enormemente